El síndrome: quiero lo que no tengo

 

Quiero lo que no tengo.

Alguna te sentiste así.

Que querías algo que no tenias y cuando lo tenes, no lo quieres.

Yo lo defino como el síndrome quiero lo que no tengo.

mano-alcanzando-algo

Debe existir alguna explicación científica de porque uno anhela aun mas lo que no tiene, que lo que si tiene.

Reflexione sobre esta idea porque escuche muchas veces decir: quiero un pelo con rulos cuando tienen el pelo lacio y a la inversa, quiero tiempo libre para “x” cosa y luego quieren algo para hacer porque se aburren o aquel niño que llora porque tomas su juguete y al darse lo, ya no lo quiere.

Lo mismo les pasa a los adultos con sus deseos interminables sintiendo que siempre les falta algo. Cuando, en verdad, tiene mas de lo que necesitan.

La teoría

Hoy decidí darle a esta idea un doble enfoque para que cada uno identifique cual se adapta a uno.

  1. Apreciar lo que uno tiene
  2. Reflexionar sobre que es lo que uno quiere en verdad

Estos dos enfoques surgen porque tome tiempo para reflexionar la idea y tuve varias “conexiones” que me permitieron ver mas haya de mi perspectiva.

Apreciar lo que uno tiene

Porque sera que uno no puede apreciar algo tanto como cuando ya no lo tiene.

¿Sera cuestión de imaginar un escenario sin ello para valorarlo?

A muchos nos paso sentir nostalgia por la despedida de un ser querido. Siempre estuvo pero al no estar sentís que no lo aprovechaste al 100%.

Es un poco triste tener que esperar a que algo así suceda para apreciar y valorar a nuestros seres queridos.

 

Siempre es solo cuestión de tomar una decisión.

Tu eliges perdonar el pasado para disfrutar el presente.

Los rencores con una persona casi siempre se espuman al no estar presente y comienza a nacer un deseo de haber cambiado algo.

Para evitar esto solo debes comenzar a apreciar lo que tienes, ya sean tus padres, amigos, pareja, hijos o cosas como tu empleo, posesiones o tu físico.

Hay que comenzar a ser consciente de tu presente, de lo que tienes hoy y ahora.

Jim Rohn decía: hay que apreciar lo que tienes mientras buscas lo que quieres

Si comienzas hoy a reconocer a las personas de tu alrededor, si buscas lo bueno en tener un empleo, reconocer que tienes mas posesiones de las que necesitas o que eres perfecto como eres. Ya darás un gran salto para apreciar lo que tienes y no identificarte con este síndrome de querer lo que no tienes.

Reflexionar sobre que es lo que uno quiere en verdad

El segundo enfoque es para clarificar tu deseo.

Un ejemplo simple: uno quiere ser millonario. Mas haya de lo que uno toma como millonario quiero profundizar en el deseo.

Tal vez, uno toma millonario poder comprar mucha ropa, tener tiempo libre o poder pagar un viaje en familia o sentir seguridad financiera para dormir tranquilo por las noches.

El identificar un deseo en profundidad sirve para reconocer si lo que uno es algo concreto o solo las emociones que produce.

Si continuamos con el ejemplo anterior, uno no necesita ser millonario para sentir seguridad financiera. Basta con tener un fondo de emergencia, no tener deudas y generar ingresos que excedan tus gastos.

La verdad que no es algo muy complejo (hablo desde mi estilo de vida y perspectiva) solo debes aceptar pagar el precio como aprender a invertir en instrumentos financieros, aprender a manejar riesgos, gastar menos y gestionar el dinero de manera mas sensata. Ademas de otras pequeñas decisiones que requieren de tu disciplina.

Lo importante es que comiences a identificar si lo que tu quieres el algo concreto o solo la sensación para no correr tras algo que crees que llenara ese vació.

Varios ejemplos:

  • Queres dejar tu empleo para ser tu propio jefe, tal vez, no queres emprender y aprender todo lo necesario, ni esforzarte tanto como requiere sino sentir que tenes control de tu tiempo para pasar tiempo con tus hijos. Y lo podes conseguir sin dejar tu empleo, eliminando tiempo que usas para mirar la televisión, usar el celular o  leer el periódico.
  • Queres dejar todo para irte de viaje por el mundo solo con una mochila, tal vez, no queres viajar por el mundo como mochilero sino sentir que necesitas poco para ser feliz, salir de tu rutina diaria y poner un poco de aventura en tu día a día.

A veces podes creer que queres algo cuando, en verdad, no es necesariamente lo que queres sino experimentar las emociones que conseguir eso te producirían.

Pasa a la acción

Reflexiona si te sentís identificado con este síndrome de querer lo que no tenes  y busca ver si alguno de los dos enfoques te sirve.

No necesariamente tiene que ser uno u otro puede que sea uno o ninguno, eso debe quedar a tu juicio.

El pensar y meditar sobre esta idea fue porque observe en la actualidad que muchos pueden estar corriendo tras sueños que no son suyos.

 


Espero que te haya gustado el articulo, si te gusto me ayudas dejando un comentario con tu devolución de lo que has leído. Un saludo.

2 comentarios en “El síndrome: quiero lo que no tengo

  1. Kamil Wolniak

    Hola Hernan,
    creo que todos en algún etapa de la vida podemos sentir este sindrome. Además es a menudo relacionado con compras impulsivas. Compramos algo y después de un rato lo tiramos para nunca más usarlo.
    Personalmente voy cada vez más hacia el minimalismo, y creo en en regla de “menos es más” 🙂
    Saludos

    Contestar
    1. hernan orgaz Autor del post

      Hola Kamil que bueno leerte.
      Es verdad, este “síndrome” nos pasa a todo en algún momento de la vida. Comparto tu regla “menos es mas” y vivo con una filosofía minimalista en diversas áreas de mi vida porque disfruto de la sencillez.

      Gracias por leerme y comentar. Un abrazo.

      Contestar

Deja un comentario